Extremadura
Extremadura

Ayer, 15 de enero, nos recibió el Presidente de la Junta de Extremadura Guillermo Fernández Vara. Una comisión de Amnistía Internacional encabezada por su Director, Esteban Beltrán, acompañado por Remedios Tierno, Coordinadora de Amnistía Internacional en Extremadura, Verónica Barroso, Responsable de Política Interior y Alejandro Corchado, del Equipo de Relaciones Institucionales se reunió con el […]

Ayer, 15 de enero, nos recibió el Presidente de la Junta de Extremadura Guillermo Fernández Vara. Una comisión de Amnistía Internacional encabezada por su Director, Esteban Beltrán, acompañado por Remedios Tierno, Coordinadora de Amnistía Internacional en Extremadura, Verónica Barroso, Responsable de Política Interior y Alejandro Corchado, del Equipo de Relaciones Institucionales se reunió con el Presidente. Se plantearon tres asuntos que afectan a los Derechos Humanos: la violencia sexual, el acoso escolar y la memoria histórica y democrática.


Respecto a violencia sexual Amnistía Internacional pide:

  • Desarrollar un marco mínimo de servicios de asistencia y atención integrales (centros especializados y centros de crisis) a implementar de manera obligatoria en todas las comunidades autónomas, para que todas las víctimas y supervivientes de violencia sexual, así como sus familiares –independientemente del lugar de residencia–, puedan ser asistidas de manera integral por un equipo especializado, según lo que establecen los estándares mínimos de derechos humanos en materia de asistencia especializada. Los centros deben garantizar los estándares mínimos de disponibilidad, accesibilidad y no discriminación.
  • Formar en violencia sexual desde un enfoque interdisciplinar a los distintos agentes sociales –policía, profesorado, operadores judiciales, personal sanitario, personal de servicios sociales y servicios especializados de atención a víctimas de violencia de género– que de forma directa o indirecta están en contacto con las víctimas y supervivientes de violencia sexual y/o sus familiares, para garantizar sus derechos y evitar la revictimización a la que se enfrentan. Esta formación especializada debe ser continua.
  • Recopilar datos, que permitan dimensionar este problema para que puedan impulsarse políticas públicas, coordinadas con los gobiernos autonómicos, para la prevención, sensibilización, información, atención y reparación de las víctimas.

En cuanto al Acoso Escolar, Amnistía Internacional ha agradecido la colaboración de la Junta de Extremadura en la investigación que se realizó en 2018 en Extremadura y otras autonomías. En este informe se constata que En España, miles de casos de acoso escolar permanecen ocultos. No se registran oficialmente, ya sea como resultado de errores en la recogida de los datos por parte de la Administración, inadecuada formación de profesorado y padres y madres para identificarlo y prevenirlo o por medidas que no están funcionando. Se valora el programa de Ayuda entre iguales puesto en marcha por la Consejería de Educación, pero hemos pedido que se evalúe y haga seguimiento del mismo para hacerlo extensivo y obligatorio a todos los centros escolares. También hemos pedido que haya formación específica al profesorado sobre acoso escolar para prevenirlo, detectarlo y actuar en su caso.

Amnistía Internacional trabajó activamente cuando se presentó la Ley de Memoria Histórica y Democrática de Extremadura. Desde la organización valoramos positivamente la aprobación de esta ley y las medidas que se incorporaron en materia de bebés robados. No obstante, hemos solicitado información sobre el desarrollo de la ley en aspectos como, por ejemplo, la creación del Instituto de la Memoria Histórica o el reconocimiento y puesta en valor de lugares de Memoria como la cárcel de Cáceres.

Valoramos positivamente este encuentro y esperamos que en los próximos meses podamos concretar las cuestiones tratadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code