Comunidad Valenciana
Comunidad Valenciana

BULOS, FALSAS NOTICIAS, HATERS, TROLLS, FLAMERS … TODO VALE   Nuestras sociedades son cada vez más interculturales, sin embargo los bulos, las falsas noticias sin fundamento en torno a las personas extranjeras, a las inmigrantes y las refugiadas son cada vez más frecuentes. Los relatos de la desconfianza hacia lo ajeno a nosotros solo han […]

BULOS, FALSAS NOTICIAS, HATERS, TROLLS, FLAMERS … TODO VALE

 

Nuestras sociedades son cada vez más interculturales, sin embargo los bulos, las falsas noticias sin fundamento en torno a las personas extranjeras, a las inmigrantes y las refugiadas son cada vez más frecuentes.

Los relatos de la desconfianza hacia lo ajeno a nosotros solo han traído nefastas consecuencias en la historia, “crean barreras entre un nosotros y un ellos, definidos en términos étnicos, nacionales, culturales, económicos o religiosos”[1] y la ignorancia y la credulidad son las grietas por las que esos relatos se infiltran, sobre todo cuando la ciudadanía está descontenta y siente incertidumbre por su futuro y el de sus hijos e hijas. ¿Qué ocurre entonces? Que los discursos culpabilizadores imputan a “los otros” y los estigmatizan y utilizan como chivos expiatorios de las insuficiencias sociales (listas de espera en los hospitales públicos, falta de plazas en los comedores de los colegios y en guarderías, etc.).

Los mensajes acusadores se extienden por los diarios, redes sociales, mensajería, etc. hacia las personas extranjeras, inmigrantes, refugiados, ONGs … simulando informaciones periodísticas sin aportación de fuentes y sin redireccionar hacia ningún sitio web creíble. Consecuencia nefasta: se viralizan y crean opinión. Aunque según un estudio realizado por Greenpeace[2], OK diario y Libertad Digital también han contribuido a la propagación de este tipo de “noticias”.

¿Cuánta gente es capaz de discriminar entre un bulo y una noticia auténtica? La desinformación en redes sociales es escalofriante. Antes de contrastar una información el dedo se va a “compartir” o “retwittear”, sobre todo cuando contiene una alta carga emocional y concuerda con nuestras creencias, contribuyendo a un “contexto de crispación generalizada para obtener algún tipo de rédito”[3].

Haters, trolls, flamers generan desinformación, animadversión y rechazo hacia grupos de personas o colectivos o comunidades con sus bulos, memes, leyendas urbanas, etc.

Los “haters” de (“hate” odio en inglés) son personas que sistemáticamente expresan odio hacia otras personas blanco de sus críticas, en temas de actualidad y de interés general.

Los “trolls” (término noruego que menciona a una criatura mitológica) publican comentarios provocadores buscando la ofensa personal por diversión.

Los “flamers” (de “flame”, llama en inglés) envían mensajes provocativos con el fin de generar respuestas insultantes en un foro o comunidad de internet.

Todos ellos se ensañan con las personas más vulnerables y las culpan de causar perjuicio, de actos criminales, de recibir beneficios sociales, etc. por medio de la desinformación, de datos inventados, de medias verdades… y juegan con la sensación de “invasión” que sienten muchas personas ante los extranjeros.

¿Qué se puede hacer para evitar que prolifere este tipo de discurso?

La herramienta por excelencia es la didáctica, la educación crítica. Enseñar a la juventud a informarse realmente creando espacios libres de rumores.

Evitar la impulsividad en redes sociales, analizar antes de compartir una noticia, “cortar la cadena” pidiendo información en la que se basa el emisor del mensaje.

Si lo creemos conveniente denunciar en la plataforma digital el mensaje tóxico.

Sobre todo, informarnos. Disponemos de un mundo informativo a nuestro alcance, ¿por qué quedarnos con lo primero que leemos?

 

EQUIPO COMUNICACIÓN COMUNIDAD VALENCIANA

 

Imagen de Jacqueline Macou en Pixabay

[1] https://www.elperiodicodearagon.com/noticias/espacio3/bulos-xenofobia_1332521.html

[2] https://www.nuevatribuna.es/articulo/sociedad/greenpeace-apunta-okdiario-portales-mas-bulos-propaga/20190524135807163006.html

[3] https://www.lamarea.com/2019/01/04/guia-rapida-para-combatir-los-bulos-sobre-inmigracion/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *