Madrid
Madrid

 

 

 

 

 

Nasrin Sotoudeh ha dedicado su vida a luchar pacíficamente por los derechos humanos como abogada que defiende los derechos de las mujeres, oponiéndose por ejemplo a la legislación que establece el uso forzoso del hiyab. Nos hemos acercado a su trayectoria, contada en primera persona.

El 28 de octubre el equipo de trabajo sobre Oriente Medio y Norte de África, apoyado por el equipo de trabajo sobre los derechos de las Mujeres y las Niñas, organizamos la proyección del documental “Nasrin” de Jeff Kaufman.

Grabado en la clandestinidad, el documental narra la historia de Nasrin Sotoudeh, destacada abogada y activista iraní defensora de los derechos humanos, condenada en 2019 a 38 años de cárcel y 148 latigazos en un juicio arbitrario. Nasrin fue declarada culpable, entre otros cargos de “incitar a la corrupción y la prostitución” y “cometer abiertamente un acto pecaminoso (…) apareciendo en público en público sin hiyab”.

Nasrin Sotoudeh ha dedicado su vida a luchar pacíficamente por los derechos humanos como abogada que defiende los derechos de las mujeres, oponiéndose por ejemplo a la legislación que establece el uso forzoso del hiyab. También ha defendido muchos casos de personas condenadas a muerte por delitos cometidos cuando eran menores de edad y fue abogada de innumerables presos y presas de conciencia.

La proyección fue nuestro primer acto presencial después de varias olas de pandemia que habían confinado nuestro activismo a la pantalla de un ordenador duranta año y medio. Necesitábamos salir del estado “virtual” y sentir la ilusión por organizar algo tangible.

La elección del caso de Nasrin Sotoudeh fue algo natural para nuestro equipo. La denuncia de su caso es transcendental para Aministía Internacional a nivel mundial. Además ocurre en Irán, que es uno de los países dentro del grupo de países asignado a nuestro equipo. Así que desde que supimos del documental, nos pareció una vía muy buena para dar a conocer el caso de Nasrin y para denunciar la violación, por parte de las autoridades, de los Derechos Humanos de esta defensora, y a la vez de tantas mujeres en Irán.

De la distribuidora de los derechos del documental en Europa obtuvimos una colaboración excepcional. Nos asesoraron con aspectos técnicos pero más importante : nos pusieron en contacto directo con el director y la productora del documental, Jeff Kaufman,y Marcia Ross, que mantienen contacto con Nasrin y con su marido Reza. Jeff y Marcia se aseguraron de que Nasrin y su marido conocieran la acción que estabamos preparando y les informaron sobre los detalles de la proyección en Madrid. A través de ellos se estableció una conexión con Nasrin y su entorno, lo que nos animó más aún. Nos sentíamos más cerca y más implicadas. Además, Jeff y Marcia grabaron un mensaje que proyectamos antes de pasar el documental, en el que se dirigieron al público, hablando de su relación con Nasrin y de la importancia de darle voz, de dar a conocer su historia.

En cuanto a la elección de la sala en el que tuvo lugar la proyección, seguimos el criterio de que fuera céntrica para conseguir mayor visibilidad y difusión. En el hall de entrada desplegamos un Roll-up que utilizamos como photocall para que la gente se hiciera fotos para publicar en Redes Sociales y también contenía un código QR que te llevaba a la firma para liberar a Nasrin y así generar más visibilidad.

Una vez que anunciamos el evento, la acogida fue muy buena y rápidamente se agotaron las entradas. Finalmente llegó la tarde de la proyección y fue emocionante en muchos sentidos. Como activistas volvimos a sentir por dentro la llama de Amnistía y nos sentíamos reconfortadas en nuestro esfuerzo. Como espectadores nos sobrecogió el documental.

Esperamos haber difundido la historia de Nasrin con este acto y haberle dado fuerzas a ella. Agradecemos las facilidades y colaboración del personal de los Cines Paz de Madrid y a todas las personas que asistieron al evento y actuaron por su caso, pero hay que seguir, porque Nasrin sigue en prisión. Si aún no has firmado la ciberacción que pide al Líder Supremo de Irán la liberación inmediata e incondicional de Nasrin Sotoudeh y que la sentencia sea anulada, sigue  ESTE LINK y dale tu apoyo.

También nuestro equipo Libertad de Conciencia trabaja sobre el caso de Nasrin y de otras mujeres valientes y comprometidas que luchan en Irán por los derechos de las mujeres y las niñas. AQUÍ encuentras sus historias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.